Barberías – ¡Qué lugares!

Barberías – ¡Qué lugares!

Men in the mirror

Barberías

¡Qué lugares!

 

Las barberías atraviesan un momento muy dulce. Algunos podrán decir que están de moda. Sin embargo, este término no se ajusta del todo a la realidad de estos negocios, espacios que, por encima de cualquier tipo de crisis, han sabido aguantar el paso de los años sin que les salga ni una arruga. En pleno siglo XXI se han convertido en todo un referente de modelo empresarial que sigue funcionando gracias a su incuestionable capacidad de adaptación. Por Albert Catalán

 

Espacios singulares para el hombre

La tendencia retro encaja perfectamente en la imagen de estos templos de cuidado y belleza masculinos. Lo nuevo y lo antiguo se mezclan en herramientas, estilos, perfumes, packaging de productos e imágenes, por citar sólo algunos ejemplos. Las combinaciones en madera y piel y fotografías de mitad del siglo XX pueden servirnos para recrear en nuestras peluquerías el encanto y la esencia de las barberías de ‘toda la vida’. ¿Has pensado en instalar un futbolín, un billar o, incluso, una moto clásica para potenciar este estilo?

Por otro lado, nuestra imagen y de la nuestro equipo debe ir acorde con esta filosofía en la que conviven el clasicismo
y la modernidad. ¿Por qué no enfundarnos una bata blanca -versión actualizada- lucir corbata, americana entallada, pantalón slim o unos zapatos Oxford? Cualquier detalle hablará por vosotros cialis 20mg belgique. El barbero busca la personalización, potenciar la marca. Para ello, singularizar el espacio, trabajar con las marcas que vayan en sintonía con nuestra barbería y definir los detalles que nos harán únicos serán las claves para conceptualizar este estilo propio.

Reformula tu lenguaje. Dirígete a tus clientes con un vocabulario que interpele al hombre, evitando los diminutivos y las analogías con las que no se sientan identificados. Si les hablas en términos de mate/brillo o, por ejemplo, con símiles que evoquen sus intereses (deporte, automovilismo, tecnología), empatizarás mejor con sus deseos y necesidades. En este mismo sentido, la forma como nombres tus servicios también va a resultar fundamental. Sustituye el clásico “tinte, mechas, reflejos” por “matización de canas, aclarar, dar forma o aportar brillo”. Verás cómo te entienden a la perfección.

[gview file=”http://www.catalanperruquers.com/wp-content/uploads/MenInTheMirror.pdf”]

Fes clic per veure el PDF

Deixa un comentari